Radisson Lexintong Hotel - Ave. 54 Central

Ir abajo

Radisson Lexintong Hotel - Ave. 54 Central

Mensaje por Takeshi Takeda el Sáb Feb 09, 2013 12:54 am





Última edición por Takeshi Takeda el Sáb Feb 09, 2013 1:48 am, editado 1 vez
avatar
Takeshi Takeda

Mensajes : 142
Fecha de inscripción : 05/02/2013
Edad : 29
Localización : Reverb, Ny, USA

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Radisson Lexintong Hotel - Ave. 54 Central

Mensaje por Takeshi Takeda el Sáb Feb 09, 2013 1:36 am

Cuando llegamos enseguida los botones y el valé parking se aproximaron, uno le abrio la puerta a Psychara mientras yo me bajaba del auto, le entregaba las llaves al Vale parking mientras el botones tomaba las maletas en el baul del auto, sonrei a Psychara, era un hotel ejecutivo por lo que era simulado, no tan exuberante, era comodo y personal- Aqui te quedaras mientras tanto -dije suavemente ofreciendole mi brazo para que se tomara de el, un botones me saludó entonces.

-Joven Takeda, que sorpresa tenerle aqui entre nosotros, no sabiamos que venía-

Suspiré volviendo mi semblante serio, asenti saludando con un gesto de cabeza, el botones caminando, con mi expresion seria, nadie cuestionaba eso yo jamás bromeaba con respecto a estas cosas y todos lo sabian.

-¿Misma habitacion?-

Asenti nuevamente mientras avanzaba a recepcion y de momento a otro trate de lucir mas formal y quizá un poco mas serio de lo habitual, no queria rumores absurdos, entregué mi tarjeta a la mujer en el mostrador quien me miró y sonrio amable, apenas torci mis labios esperando, Psychara parecia esconderse tras de mi lo cual me hizo reir por lo bajo. La mujer me entrego la tarjeta y la llave.

-Aqui esta su llave...

Dos por favor... -dije interrumpiendo lo que tuviera que decir-

-Aqui tiene, todo esta en su lugar como siempre Sr Takeda-

Suspiré profundamente y susurre a Psychara apenas audible- vamos... -dije caminando guiandola a los asensores, donde subimos en silencio, no habia nada que decir por ahora, la note queriendo decir algo pero solo negué suavemente indicandole que no habia problema, como me dije a mi mismo, solo gastaba en aquellas chicas que merecían ser mimadas asi, sostuve su brazo con suavidad mientras saliamos y caminabamos por el pasillo hasta una habitacion donde estaba el botones para saludarme, hizo una reverencia y abriendo la puerta ingresamos- Esta es la suite que ocupé durante un tiempo antes de mudarme a mi propio departamento cerca de la universidad -dije explicando en voz muy, absolutamente baja.




Note donde habian dejado las maletas y las tomé para llevarlas a la habitacion con calma, ese lugar se me era tan familiar, tan normal, pero seguro para ella no era nada normal, en la recepcion sabian que tenian que traer el servicio completo a la habitacion, cambio de sabanas, el desayuno, almuerzo y cena y demás cosas. Esta Suite no solo la use una vez, aqui venia cuando tenia tragos de mas despues de una salida con mis hermanos y claro, pagabamos algo anualmente por mantenerla a nuestra disposicion, pero eso no iba a decirselo a nadie, nisiquiera a ella, que deje que recorriera la habitacion mirandola con atencion.
avatar
Takeshi Takeda

Mensajes : 142
Fecha de inscripción : 05/02/2013
Edad : 29
Localización : Reverb, Ny, USA

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Radisson Lexintong Hotel - Ave. 54 Central

Mensaje por Psychara Brett el Sáb Feb 09, 2013 2:58 am

Todo parecía irreal. Se mantuvo en silencio, con solo mirar el edificio del hotel sabía que debía ser costoso, ella movió el rostro en negativa cuando le dijo que ahí se quedaría y el solo le sonrió y la ofreció el brazo, le miró algo angustiada pero se tomó de el con suavidad, no sabía si lo hacia correctamente era la primera vez que le ofrecían el brazo. Camino a su lado todo el tiempo tratando de esconderse de las vistas que le juzgaban y miraban, aun tomada de su brazo pero tratando de esconderse en su espalda, ella era alta, pero el era aun mas alto. La gente le hablaba como un conocido y reconocido hombre. ¿Era acaso un famoso? Y se sintió aun mas miserable y preocupada, no quería que el pensara que se aprovechaba o algo.

Estaba asustada, también era un hotel y … cuando el pidió dos llaves, y subió la vista como esperanzada, e incrédula y le brindo una suave sonrisa de alivio. "El es bueno…" - "Por primera vez… creo que estoy apunto de darte la razón…" - "Gracias…" - "Dije a punto.. no te emociones.." … "no es gracioso.."

El cuarto era bellísimo. No podía creerlo, era como de reyes, y al entrar camino lentamente y en un momento se detuvo a mirarle mientras le decía que este lugar el ya había estado antes.

** Debes ser muy feliz… ¿verdad? o por lo menos debes divertirte mucho...**

Le murmuró mirando todo a su alrededor…no pensaba que el dinero daba felicidad pero si ayudaba a vivir mejor. Todo era hermoso… tenía miedo de siquiera parpadear y que todo desapareciera.

**Tus papás… ¿te tratan bien?…**

Le dijo algo tímida acercándosele y mirándole, sus ojos se miraban aun tristes, y estaba aun ligeramente sonrojada, y en su mejilla se miraba la marca que le había hecho su padre. Espero a que dijera algo entonces después fue cuando recordó sus 7 dólares y los sacó de su bolsillo del suéter. Y estiró la mano con los billetes hacia él.

**Te pagaré... no quiero ser molestia... no quiero que piense que yo... me quiero aprovechar...(movió su rostro negativamente) no... por favor... es lo único que tengo ahorita pero... de poquito en poquito...**

Dijo tímidamente y se escuchó el sonido de su celular un mensaje de texto. Y lo quiso ignorar suspirando pesadamente y volvió sus ojos a los de él aun con la mano estirada con los billetes.
avatar
Psychara Brett

Mensajes : 214
Fecha de inscripción : 05/01/2013
Edad : 22
Localización : Reverb, Ny, USA

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Radisson Lexintong Hotel - Ave. 54 Central

Mensaje por Takeshi Takeda el Sáb Feb 09, 2013 3:56 am

La miré con curiosidad, me encogí de hombros- lo soy, pero no por todo lo que ves, soy feliz por que...soy yo y tengo vida y puedo compartirla -ladeé la cabeza sin que aquella leve y apenas notable sonrisa se fuera de mi rostro, al escuchar aquella pregunta, ¿si mis papas me trataban bien?, memorias vinieron a mi como una pelicula vieja, a pesar de ser el menor de 5 hermanos siempre que caia mamá estaba alli para recibirme en sus brazos y cuando papá llegaba me cargaba en brazos preguntando si realmente habia sido valiente mientras me sonreia, suspiré y alze mis ojos a Psychara y asenti- soy el menor de 5 hermanos , me tratan bien, pero...a veces se necesita algo mas que un buen trato -trague algo de saliva pensativo, ¿era yo o estaba hablando tan...a gusto con Psychara?, alze una mano a mi pecho un momento presionando.

Cerré mis ojos sonriendo, esa sensacion calida estaba alli, estaba reconfortandome y haciendome sentir lo que tanto deseaba, podia protejer a alguien, podia sentir que por primera vez era fuerte para alguien y era una sensacion magnifica, cuando abri los ojos ella estaba delante de mi con sus enormes y tristes azules ojos mirandome fijamente y pude ver la silueta de una inflamacion, repentinamente ella extendió su mano con dinero diciendo que me pagaria, rei por lo bajo, no pude evitarlo y rei un poco mas hasta soltar una risita un poco mas alta, suavemente extendi mis manos hacia la mano que ella extendia con el dinero y la cerre entorno a la de ella- No lo necesito, no lo quiero -susurré suavemente, sonriendo muy levemente pero con calidez, sin liberar la mano rodeando la de ella, mirandola fijamente acerque mi otra mano para rozar aquella parte de su rostro, ¿por eso habia escapado de casa, no?, en ese momento supe lo que tenia que hacer por ella, pero eso lo veria mañana- sé que no te estas aprovechando de mi...lo supe desde el primer momento que me permitiste arreglar esa foto para ti -dije muy suavemente, casi en un susurro, mi mano en su mejilla rozó suavemente su piel y la atraje posando un beso en su frente, casto, suave y calido, susurrando cerrando mis ojos- daijoubu... -casi sin siquiera percatarme de que lo habia dicho en japonés, me separé de ella liberando la mano con la que sujetaba el dinero- Guardalo...ven...

La tome de la mano suavemente guiandola hasta el piano, antes de sentarme, busque el cuaderno de partituras, las deje a un lado y alzé la tapa del piano de cola negro, la tapa del teclado y el cobertor, acomodando el cuaderno que se veia desordenado y con borrones, aunque claramente en tres idiomas aquella cancion, en inglés, japonés y coreano, las figuras de nota se veian claramente y separando el banquito me senté y mirando a Psychara agrege- ven aqui, a mi lado asi podras leer la letra -una sonrisa dulce se dibujo en mis labios y la mire de reojo- ¿estas lista? -ella nerviosa me respondio, rei por lo bajo al verla timida y sonrojada- espero...que te guste... -Y sin esperar empezé a tocar el piano para empezar a cantarle, aquella cancion especial.


avatar
Takeshi Takeda

Mensajes : 142
Fecha de inscripción : 05/02/2013
Edad : 29
Localización : Reverb, Ny, USA

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Radisson Lexintong Hotel - Ave. 54 Central

Mensaje por Psychara Brett el Sáb Feb 09, 2013 5:18 am

Tenia hermanos, y el era feliz… sonrió por eso. Esperaba que aceptara su dinero y el solo rió ¿se burla de mí? pensó brevemente de manera negativa pero el le tomo las manos diciendo que no era necesario, y la manera en que le decía no parecía burla como estaba acostumbrada y conocía perfectamente el tono de las personas cuando se burlaban de ella. No soltó su mano y ella alzo la vista para mirarle intrigada, las siguientes acciones fueron toda una sorpresa, sorpresa enorme, que la hicieron dejar de respirar, sintió un golpe en el estomago, se sintió nerviosa y se sintió.. feliz… El tocó su rostro y se encogió pensando que quizás había visto su marca. El la acercó rápido pero no violento y desagradable como lo había hecho Bob, y beso su frente, abrió mucho los ojos, y se sonrojó, sintió calor, y tembló del nerviosismo. El susurro algo que no comprendió y se separo mirándose ambos, en un micro silencio. Sintió que se le iba el aliento.


Le pidió que guardara el dinero y ella obedeció bajando el rostro, aunque le pidió que se acercara y tomo su mano.. "¿que pasa?" - "así.. es como las películas…" - "si es sueño no quiero despertar…" - "quizás estamos muertas…" - "me gusta entonces…entonces ¿me fui al paraíso?" - "debe ser… es tiempo récord de cosas buenas…" pensaba. Tomó asiento obedeciendo en silencio confundida, tímida, sonrojada, nerviosa y sonrió para él en silencio.
…….

Se mantuvo callada viendo como tocaba el piano, escuchando su voz, su suave voz, leyendo lo que decía la letra de la canción en sus partituras. Tragó saliva, tratando de pasar ese nudo que se formaba en su garganta y no la dejaba respirar, el dolía, tuvo un tumulto de emociones en conjunto, felicidad, recuerdos de la noche anterior, temor de que todo se fuera a un carajo, felicidad, y subió la vista cuando sintió que casi terminaba la canción. Takeshi…él tenía una voz hermosa. Y ella se sentía tonta, afortunada, tonta, sin saber como es que estaba recibiendo todo esto si no era nadie, no tenia nada, si solo era una basura…

Y no supo como, pero a unos segundos de que el dejara de tocar el piano, no pudo soportar más ese nudo en la garganta, llevo sus dos manos al rostro y comenzó a llorar… llorar todo lo que se había guardado, el dolor de su vida, lloraba de felicidad, lloraba de tristeza y dolor. Había estado sola toda la vida, y en este único instante, se sintió apreciada, querida…no le importaba que no fuera eso que quizás solo era ella inspiración para una canción y no era en realidad que la quisiera, pero el imaginarlo la hacia feliz. Sollozaba imparable, no quería desprender sus manos del rostro, tenia vergüenza de no haber aguantado un poco mas todo sus sentimientos guardados.

Sintió la mirada de Takeshi, y entre su sollozo escucho que le decía algo, quizás preguntaba si no le había gustado la canción y preguntaba que sucedía… ella solo hizo lo única cosa que podía hacer en ese momento y no era hablar. Se recargó cansada escondiendo su rostro en el antebrazo de Takeshi y murmuraba entre el llanto "perdón… perdón… si me ha gustado.. pero.." no podía terminar la frase… Después de llorar un momento y poder calmarse levanto el rostro limpiándose el rostro con el antebrazo, debía verse horrible y se apeno bajando el rostro.

**Perdóname… tu… canción… es muy bonita… tu… cantas muy bello.. yo…tu….**

Tartamuedeaba.

**Es solo que… anoche… **

¿En verdad estaba apunto de decirle eso…? No lo había confesado a Alaan quien había sido su novio, en verdad todo estaba mal, y pensó que si quizás lo hablaba sentiría un peso menos…. "o quizás huya de ti y te abandone"…. "al menos tendré esta noche de recuerdo"- "tu sabes lo que haces Mara.." y con su única valentía decidió hablar recordando las palabras de Takeshi "puedes contar conmigo…"


**Mi padre… o como se le podría llamar… me…. el… ha abusado de mí sexual y física desde los 11 años…(dijo con amargura y dolor mientras lagrimas recorrían su mejillas) nunca le he dicho esto a alguien y esta bien si quieres abandonarme…todos lo hacen… mi "novio" o bueno ex novio me abandonó sin razón alguna hoy precisamente que me preguntaste que si me sucedía algo… yo…no se porque estoy aquí… no se porque te cuento esto… quizás en mi negatividad pensé que si al final resultabas ser un hombre malo y asesino, morir no sería tan malo… pero ahora todo a sido hermoso… y yo… tengo miedo… y tener miedo es peor que morir… tengo miedo de estar…hablando… de más…. **

Bajó aun más su rostro y comenzó a ponerse de pie para alejarse de Takeshi y del piano…

**Entiendo que te de repulsión estar conmigo o hablarme sabiendo lo que sabes de mí… yo… no sirvo para nada… no tengo dinero… no tengo… yo solo (se ahogaba en el nudo de su garganta y le dio la espalda a Takeshi)… solo quería… no sentirme tan basura como siempre lo he sido para todos…Si este día será el ultimo día que te vea… será el único día feliz de mi vida… que tuvo un tiempo constante sin un golpe, sin un reclamo, sin un acoso… sin…**

Dejó de hablar sintió que era demasiado lo que decía, "arruinaste todo" - "soy mala para todo.." - "aveces "

**Me iré si es lo que deseas Takeshi…"

Dijo en un suave hilo de voz. Mientras pensaba..."no te vayas Takeshi... por favor...no quiero que sea una ultima vez y el final…tengo miedo..."...y dijo en voz alta en susurro "tengo miedo..." suspiró.
avatar
Psychara Brett

Mensajes : 214
Fecha de inscripción : 05/01/2013
Edad : 22
Localización : Reverb, Ny, USA

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Radisson Lexintong Hotel - Ave. 54 Central

Mensaje por Takeshi Takeda el Sáb Feb 09, 2013 6:09 am

Psychara rompio en llanto, un llanto intenso y supuse que quizá llegué demasiado profundo con la cancion, se apoyó en mi antebrazo y lloro mucho, como si hace mucho aguantara aquel sentimiento de dolor, la escuche disculparse decir mil cosas, mil cosas algunas sin sentido, otras con mucho sentido, hasta que dijo lo de su padre, en ese momento mi piel se herizó como si un balde de agua fria cayera sobre mi, su padre abusaba de ella desde los 11 años.
Mi corazón que latia ya a una velocidad considerable en ese momento, se detuvo practicamente haciendome aguantar la respiracion, escuchando la letania de cosas malas que ella decia de si misma, abri mucho mis ojos notando lo quebrada que estaba, rota, despedaza y hecha añicos por años y años de sufrimiento, ella me dio la espalda afirmando que si queria que se fuera se lo dijera, pude captar que tenia miedo, miedo...

En ese momento pude comprender por que sentia aquella necesidad de protegerla, por que ella habia logrado remover todo dentro de mi e impulsarme a ayudarla, ver en sus ojos, verla sonreir, era como un grito de auxilio por que aquella chica no sabia como realmente era el amor, su inocencia habia tocado las fibras mas delicadas de mi interior provocando que vibraran transformandose en estos impulsos, ella-necesitaba-urgentemente-mucho amor, no lo dudé y estire una mano para sujetar una de ella, tomandola por su muñeca y quizá el tiron fue firme, pero no agresivo, la jalé de modo que la tumbe contra mi pecho, la envolvi en mis brazos, como si todo fuera camara lenta, abrazandola fuertemente, undiendo mi rostro contra su oido susurrando- No temas... -susurre con mi voz cortada por la emocion- No sé como, no se cuanto tome, pero no dejare que vuelvas a sufrir eso -susurré, no se si era amor, con el tiempo lo sabriamos pero no dejaria que ella sufriera mas de aquello, si otros la habian abandonado, yo no lo haria, no lo haria y definitivamente todo cambiaria para ella- permíteme ayudarte Psychara, por favor, permiteme enseñarte a ser feliz... tu mereces eso y mucho mas -termine antes de estrechar mas aquel abrazo, no, ella no era un pedazo de carne y su "padre" si lo seria en cuanto le pusiera las manos encima, pero contuve algun comentario al respecto solo hize mas protector aquel abrazo.

En ese momento sentia que debía hacerlo, ese impulso extraño que seguiía moviendome a romper mis propias reglas, mis propios limites, ese impulso que me traeria una cantidad, enorme de problemas, la ayudaria aun a pesar de todo lo que pudiese pasar, no era amor a primera vista, no era romance a primera istancia, era algo mas allá de lo que pudiese llamar con algun termino existente, mis brazos la rodeaban con calidez, sin moverme, solo dejandola sentir quizá mi respiracion, estaba nervioso, ahá. Mucho, me costaba, pero alli estaba venciendo al gigante titanico de la comunicacion, pero solo con ella. La unica que habia hecho nacer en mi aquel sentimiento- todo estara bien....


Última edición por Takeshi Takeda el Sáb Feb 09, 2013 12:39 pm, editado 1 vez
avatar
Takeshi Takeda

Mensajes : 142
Fecha de inscripción : 05/02/2013
Edad : 29
Localización : Reverb, Ny, USA

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Radisson Lexintong Hotel - Ave. 54 Central

Mensaje por Psychara Brett el Sáb Feb 09, 2013 6:53 am

Sintió como la tomaba de la muñeca y pensó "oh no…" de manera pesimista, no supo porqué pensó lo peor de esa acción, pero…el la jaló a hacia su regazo y le abrazo, ella no se movió no habló estaba en silencio, y se encogió como si se acurrucara en ese pequeño espacio. Escuchaba su voz suave y la vibración que provocaba la misma. Se sonrojó y contuvo la respiración. El quería ayudarla a ser feliz, si supiera que ya lo estaba haciendo y solo murmuró un débil "ya lo has hecho…" aunque fuera un solo día había visto que se sentía ser feliz. Y no sabía si duraría más tiempo o si al día siguiente sería igual, o peor… pero había sido feliz. Y el termino de hablar diciendo que merecía más y sintió fuerza en ese abrazo y con temor subió sus manos y las apoyo con suavidad sobre su pecho, sin moverse mucho, cerro los ojos y furtivas lagrimas cayeron, se había prometido que ese día yo no lloraría y había sido todo lo contrario había llorado todo lo que se había guardado en tiempo.

Separó un poco el rostro del pecho de Takeshi, y al mirarle el dijo "todo estará bien…" y tensando sus labios en un pequeño puchero, ya no quería llorar, sonrió levemente. Y dio un largo suspiro, como si al hacer ese suspiro hubiera dejado atrás en ese llanto unos 20 kilos de carga en sus hombros. Era la primer persona que le decía que sucedía en su vida, era la primer persona que le había tratado de esta manera y que no le había huido.

"La canastilla.." murmuró mirando el suelo… "esta rota… anoche… mi padre… la destrozo…" dijo algo apenada. Y pensaba que podía hacer para compensar todo lo que había hecho por ella, y solo había algo en lo que ella creía ser buena, solo así podía expresarse bien. Sonrió suavemente al pensar lo que haría y le miró a los ojos.

**Ta….(se detuvo recordando que el le había pedido que le dijera por el apodo) … shii…**

Se separo de él dando pasos hacia atrás pero sin dejarle de mirar y le sonrió levemente, tenia sus manos entrelazadas atrás de su espalda. Y bajó el rostro tímida, aun algo asustada, y después de un tiempo en silencio de parte de ambos, un silencio que no era incomodo, un silencio que solo quizás solo ellos podían soportar entre ellos, como si fuera una plática y un duelo de miradas furtivas. Y por fin decidió romper ese silencio cuando miró que se le notaba el cansancio, no quería sonar pesada, e impropia… pero "no quiero…" - "dile… sabes que tienes miedo…" - "si se va todo desaparecerá" - "te he dicho que no es un sueño.. " - "anda a saber… no quiero averiguarlo.."

**Shii… (el alzó la vista al escuchar su nombre y la miro, y ella miraba el suelo caminando lentamente y con timidez se acerco a tomar el dedo meñique de su mano con ternura)… puedes… quedarte aquí… eh… ahh… perdón se que esto es incomodo…(sintió un nudo en su garganta y tembló su voz) me refiero yo puedo dormir en el sillón… yo solo… no quiero… estar sola…por favor… **

Alzó la vista mirando a los ojos, mordió su labio inferior nerviosa de no haberlo puesto en alguna situación incómoda, y trato de remediar lo que había dicho.

**Esto… olvidalo…(sonrió nostálgicamente) no se lo que digo… (rió suavemente mientras caminó a tomar del suelo su mochila vieja donde estaban sus bocetos y la abrazó contra ella suspirando cansada, tomó asiento en el sillón que estaba más cercano que la cama…la habitación era enorme, y se quedo mirando el suelo)…. olvidalo… no quiero que me malinterpretes(murmuro)**

Era un cuarto enorme, más grande que su casa misma, y no era una exageración, era demasiado para ella, que le abrumaba de cierta manera estar en ese espacio sin dar nada a cambio. Tenía miedo de que al dormir en la habitación enorme, despertaría y se sentiría nuevamente sola, y abandonada. No pedía que durmieran con ella, para nada ni ella podría soportarlo, estaría aterrada, pero solo quería seguir sintiendo ese sentimiento de compañía aunque fuera de lejos, no le interesaba sin tenía que dormir ella en el suelo y el en la cama, o ella en el baño, con solo saber que estaban en el mismo espacio se daba por bien servida. Saber que el seguia ahi, que era real...

avatar
Psychara Brett

Mensajes : 214
Fecha de inscripción : 05/01/2013
Edad : 22
Localización : Reverb, Ny, USA

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Radisson Lexintong Hotel - Ave. 54 Central

Mensaje por Takeshi Takeda el Sáb Feb 09, 2013 1:40 pm

Ella entonces empezó a hablar de ¿que? ¿la canastilla?, yo era quizá un poco mojigato en algunas cosas, lo admitía, me sentia mal tambien cuando rompia algun regalo o como cuando me llamaron para hacerme esa broma extraña por telefono en la cual una chica decia ser una vieja amiga y yo no la recordaba, me sentí mal por no recordarla...aunque no fuese real en lo absoluto, me sonrojé un poco encogiendome en mi lugar y entonces en completo silencio miré a Psychara con atencion y negué varias veces- pu-puedo darte muchisimas mas, es lo de menos -susurré con una sonrisa de oreja a oreja, cuando ella se separó de mi para comenzar a hablar, pero solo eso, comenzar...sentí que teniamos mucho en común, le estaba costando un infierno decir lo que sea que tenia planeado, una sonrisa tierna y algo timida se dibujo en mis labios, mientras mi cabello volvia a caer impeinable sobre mi frente, resoplé de nuevo.

Ella me miró y yo la miré, nos mirabamos en silencio y sonreiamos, mirabamos a todos lados, nos mirabamos de nuevo, ella o yo nos sonrojabamos de nuevo y asi se repitio el proceso, dejando escapar risitas breves, era todo un espectaculo de los dos riendonos sin decir ni una sola palabra, hasta que por fin ella me llamo por mi apodo y aproximandose tomo mi dedo meñique tirando suavemente de él, sonrei al sentir su tirón suave, ella queria queme quedara con ella, sonrei mas. No tenia clases ese dia, así que podia dormir alli, me levanté al ver como ella se sentaba en el sillon y cerrando la tapa del piano y el teclado fui hacia ella, tomé suavemente la maleta de mano de ella, dejandola a un lado para tomar su mano suavemente y guiarla a la habitacion, la senté en el borde de la cama para quitarle los zapatos agregando- a la cama Srta - reí por lo bajo mientras ella parecia querer protestar llevé un dedo a mis labios- shhhh, dormirás comoda y yo me quedaré contigo... -cuando se hubo acomodado, yo me senté a su lado como quien se preparaba a arruyar a un pequeña niña, y mirandola mientras me apoyaba en mi codo izquierdo susurraba- Duerme tranquila, yo cuidaré tu sueño -ella me miró como a punto de llorar y negué.

Hace unos dias, habia leído que la propietaria del café donde solía comprar, Daisy Pastries, estaba buscando empleados debido a que necesitaban mas agilidad por tratos con socios importantes, asi que ese era un comienzo para Psychara, primero hablaria con la Srta Sawyer en alguna llamada mañana en la mañana para acordarle una cita y ver que podíamos hacer. Por otra parte yo deseaba solo 5 minutos, solo 5, con el padre de Psychara, no podria esconderla por siempre, sabia que si ella tenia mas cosas tendría que recogerlas, iria con ella...Oh si, iria y pediria mis 5 minutos si se presentaba la oportunidad, la miré con ternura. Habia dejado mi celular lejos, asi no recibia mas llamadas y queria decirle a quien la estuviera tratando de localizar que la dejara en paz, pero ¿podria ser alguien que si era importante?, suspire mientras frotaba mi cabello bostezando. Estaba agotado, por algun extraño motio estaba muy agotado, de las llamadas de mi mamá queriendo saber por que deje plantada a Hana Mei, de por que no deseaba ir a la reunion social en la casa de campo Gong.

En fin, sin Aoshi en la casa, ahora parecian prestarme mas atencion y no me estaba gustando, gracias a todo que mi padre era mas sensato y aplacaba a mi madre, poco a poco entre miles de pensamientos empezé a quedarme dormido dejandome llevar por aquel agotamiento clase A.

-------------------------------------------
Mañana siguiente
-------------------------------------------
Y me despertó el golpe de la puerta anunciando el desayuno, aspiré profundamente frotando mis ojos notando que Psychara aún dormía, , me levanté y caminé hacia la sala y abri la puerta, el botones entro con el carrito y los dejé preparar el desayuno; Aún medio dormido, mas allá que de acá cuando hubiese acabado me despedi bostezando y miré la hora, caminando hacia la mesa tome de mi taza de café, habian traido para dos, por suerte se acordaron que no venia solo. Al beber café me senti mucho mejor y buscando mi telefono marque un numero, el saludo cordial de "Daisy Pastries Café, en que puedo ayudarle" - ¿Srta Sawyer...? , ¿Ah? ¿no esta? Oh ok, espero -dije esperando en linea hasta que escuche la voz agotada de Elizabeth, ronca, quizá habia tenido una mala noche, comenzé a explicarle como conocí a Psychara y como habia llegado a donde estaba.


-Traela para una entrevista y para conocerla mejor, si es de buena como dices entonces será perfecta para el trabajo-

Gracias, no te arrepentiras, además eso la podrá ayudar para poder tener y ganar dinero en un lugar seguro -ella concordó conmigo y luego de una calida despedida colgamos la llamada, dibujé una sonrisa y apoyado en una silla mientras descansaba un brazo en mi pierna y con la mano libre sostenia a taza de café, observaba el paisaje urbano tan imponente. No se cuanto tiempo pasó pero escuché la voz de Psychara llamandome, esboze una sonrisa y dije- Aqui fuera tomando mi café, ven, el desayuno esta aqui.


Última edición por Takeshi Takeda el Dom Feb 10, 2013 7:41 pm, editado 1 vez
avatar
Takeshi Takeda

Mensajes : 142
Fecha de inscripción : 05/02/2013
Edad : 29
Localización : Reverb, Ny, USA

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Radisson Lexintong Hotel - Ave. 54 Central

Mensaje por Psychara Brett el Dom Feb 10, 2013 6:37 am

De nuevo él, la suavidad de su piel al tocar su mano para en caminarla por el cuarto, cuando se dio cuenta que la llevaba a la cama, su caminar se volvió algo más pesado y Takeshi pudo sentir como quizás ella arrastraba un poco los pies con miedo de caminar, pero llegaron a la cama y él la sentó en la orilla de la misma, tomándola por los hombros con suavidad como forzando delicadamente a que se sentara, ella le miraba, algo encogida de hombros, como un cachorrito regañado, y escuchó como le decía "a la cama Srita." alegre, ella negó con movimiento rápido de su rostro, "yo no… tu… yo puedo dormir en el sillón" intentó murmurar levemente con ligero tartamudeo y el le pidió silencio, y abrió los ojos azules claros mucho mirándolo con sorpresa.."se quedará…" - " quieres problemas ¿dejarás que duerma alguien a tu lado? ¿un hombre? ¿recuerdas que es hombre?" - "el no… no me haría daño…" - "como digas.." peleaba con su mente, teniendo sentimientos encontrados, de temor y alegría al mismo tiempo. El despojó sus zapatos de ella y se sonrojó, se acomodaron en la cama y ella sentía como sus mejillas ardían en color colorado, lo miraba, ella tenia sus brazos pegados a su pecho muy juntos cubriéndose con la suave cobija de una cama tan cómoda que parecía una nube, se tapó con la cobija hasta la boca con mucha timidez, mirándolo, y no notó que sonreía pues se cubría. Cuando el dijo que cuidaría su sueño, sus ojos se llenaron de lagrimas, tenía miedo pero pronto el sentimiento de miedo se convirtió en un nudo en la garganta de incredulidad y asombro ante él. Dio un largo suspiro y cerro sus ojos y al hacerlo unas lagrimas recorrieron su pálido rostro por última vez en la noche, no abrió los ojos y durmió, sentía el calor del cuerpo de Takeshi que estaba a su lado. Y encogiéndose en su espacio como acurrucada en una semi posición fetal, durmió feliz. "Se siente bien…compartir cama con alguien quien no te quiere dañar.." - "si…pero que tal…" - "ya… no especules…durmamos…"

Cayó en un sueño muy profundo, uno que no había podido conciliar desde… ni siquiera lo recordaba, siempre dormía tensa, preocupada, o a la defensiva de despertarse rápidamente. Hoy no.


La mañana siguiente sintió el sol que le daban esos ratitos al rostro pero solo se giró de espalda, dando un leve quejido tierno durmiendo aun, no quería despertar, las cobijas, la sabana, todo olía muy bien, era cálido ahí, cómodo, suave. Había dormido tan profundo y plácidamente que olvido donde estaba y con quien estaba. Entonces como entre una cortina de humo denso, como si estuviera flotando, trató de regresar su mente a la realidad, fue pesado y algo cansado, pero al final logró abrir sus ojos lentamente mirando aun recostada en la almohada su entorno, parecía un cuarto de reyes, y bostezó un poco, sentándose rápidamente en la cama de un brinco recordando que Takeshi había estado ahí y volteó a su lado, quedando en ligero silencio y una breve angustia…"se fue.." pensó con nostalgia.

Y a lo lejos escucho un leve tintineo como de vidrio y metal, suave sonido. Y apenas entonces le llego un sutil aroma a café, su corazón se acelero un poco y bajo de la cama, tomando sus zapatos del suelo poniéndoselos, miró su reflejo en un brillante marco de una fotografía de paisaje y se acomodo un poco el cabello con su gorrito y quito las manchas de maquillaje corrido de su rostro con el dedo indice. Habiendo hecho eso, tímida y con miedo de que no estuviera él y la hubiera dejado sola alzo poquito la voz "¿Shii…?" dijo dos veces y abrió los ojos de sorpresa y alegría cuando le escucho decir que ahí estaba con desayuno.

(como se miraba al despertar)

Abrazándose a ella misma salió, y le miro con una sonrisa suave, bajando el rostro.

**Buenos días… (murmuró alzando de nuevo la vista y ver todo lo que había en la mesa)**

No podía creerlo no había visto tanta comida junta en una sola mesa jamás, y probablemente Takeshi notaría su asombro en la mirada y sus labios muy ligeramente entre abiertos, y miró como el le acomodaba la silla de su lado jalandola para que pudiera tomar asiento, se acerco como con dos pequeños pasitos que parecían brincos y murmuro un gracias sentándose.

Había, té, café, tostadas, frutas, huevos preparados, pancakes, tocino y parecía jamón ahumado de corte grueso. Todo se veía delicioso, incluso las carnes, ella no comía carne así que solo tenía que escapar de esos platos, esperaba que no le ofreciera comer de ellos, o le daría mucha pena rechazarlo, el problema era que ella era vegetariana.

Temerosa y con una sonrisa tenue señaló una tostada con mantequilla y mermelada mirándole como si pidiera permiso a tomarla y el sonrió tan bonito, diciéndole que adelante. La tomó rápido tenía mucha hambre no había comido en todo el día de ayer y el bocado fue maravilloso. Comía lentamente de gustando cada parte y llego el momento donde el le ofrecía de las demás comidas, y le servia té, ella negó lentamente con una sonrisa.

**Solo fruta y té… yo… emm… (risita ligera)…yo solo…es que, no como carnes…. perdón…**

Bajo la mirada con la taza de té entre sus manos, se sentía en paz, y la vista a todo el lugar era hermoso.

**Takeshi…(sonrió mirando) gracias… por no…uhmm…gracias…por todo… y perdón por el inconveniente y la molestia que te pude causar con mi petición de no quería quedarme sola..**

Suspiró, ahora era feliz pero tenía un problema mayor, no quería ahora irse de su lado. Sabía que no podía estar todo el tiempo con Takeshi, pero tenía miedo que si se alejaba ella de él todo lo malo regresaría de golpe, como había sucedido la otra vez.

**Shii..yo…(suspiro) tengo miedo…se que cuando tenga que irme de aquí y dejarte andar tu camino normal, todo lo malo regresará, poniéndome en la realidad…**

…..…..…..…..…..…..…..…..…..…..…..…..…..…..…..…..…..…..…..…..…..…..…..…..…..…..…..…..…..…..

Tomo un sorbito de te mirando al cielo que reflejaba las nubes sus ojos claros y azules. Se mantuvieron en silencio un momento y dejó la taza de té en la mesa, en un rápido y extraño impulso se le vio ponerse de pie y salir corriendo al interior del cuarto, a donde estaba su mochila negra vieja y se le vio corriendo de nuevo a salir ala terraza, abrazada de su mochila con las mejillas rosadas en su pálida piel, sonrió tierna y tímidamente y se sentó de nuevo. En silencio aun con una pequeña sonrisa, saco del interior de su mochila su cuaderno de bocetos y un lápiz de carboncillo que le quedaba muy poco, pero lo suficiente como para darle uso unas 3 veces más, y la mochila ahora en el suelo y ella abrazada de su cuaderno de bocetos con el lápiz en mano, se encogió en su asiento, hablando levemente.

**Me permites…por favor… uhmm… ¿puedo hacerte un retrato…?**

Alzó la vista sin mover su rostro que estaba agachado, y le miró sonriéndole. Esperando que eso no le molestara o incomodara. Era lo que ella creía que mejor sabía hacer y quería darle algo aunque fuera significativo, pero quería que él supiera lo mucho que estaba agradecida.
"Mara...segura de lo que haces?"- "No... sabes que no he estado segura de lo que he estado haciendo desde que lo ví.." - "Lo sé... ¿pero es mi función preguntarlo? solo por si acaso..." pensaba y murmuró.

**Por favor…**
avatar
Psychara Brett

Mensajes : 214
Fecha de inscripción : 05/01/2013
Edad : 22
Localización : Reverb, Ny, USA

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Radisson Lexintong Hotel - Ave. 54 Central

Mensaje por Takeshi Takeda el Dom Feb 10, 2013 9:18 pm

Fue todo un espectaculo de ternura verla desayunar, la dejé probar lo que quisiese, que disfrutara de ello, pensando en mis conversaciones de la mañana, una de las cuales no fue nada simpatica...

===Llamada de la mañana===
Takeshi, bebé, ¿donde has estado metido? no respondes en tu departamento, me cortas por el celular y Hana Mei me dijo que la...

Okaasan...

¿Si mi bebé?, ¿dile a mamá, que te sucede? ¿alguien te esta acosando?

iie...

Entonces ¿que sucede bebe?

No soy un bebé...

Eres MI bebé

-pasando una mano con fastidio por el rostro, mi modo "no-se-como-decirlo" regreso con exaspero, era mi mamá, la que siempre me habia cuidado, dado la vida y todo lo que tuve fue por ella, pero a veces podía ser irritante-

Hijo, me dijo Hana Mei que escribías una canción ¿para quien es?

E-es....

¿si?

-Suspiré irritado y frustrado de modo que solo deje caer mi cabeza y mis hombros rendido en completo silencio, escuché la voz de mi papá decir al fondo "dejalo cariño, no quiere hablar, no ahora al menos" y mi mamá le respondia "es mi bebito y algo le esta pasando", en mi mente con extrema fluidez pensé "ahá mamá, ese es el problema, me pasa que me dio la gana de hacer algo por mi cuenta y.."-

Takeshi, espero que no estes viendote con alguien no digno de tu sangre Takeda...¿sabes que nuestra familia debe serguir con una sangre buena, para mantener el legado verdad? una buena muchacha de una familia de prestigio asegurará que nuestro legado continu...

Okaasan....

¿Si bebe?

Que n-n....no soy, u-un...un bebé y n..no empiezes con eso de nue.....

===La conversacion no acabó alli pero incluyo una hora mas de "La importancia de crecer rapido para comprometerme con una buena mujer"===

Mamá no me habia comprometido antes, por que yo soy "su tesoro" queria escoger para mi segun ella "la mujer mas amorosa, sensible, cariñosa, dulce, tranquila, exitosa y adorable" que me cuidara con todo su empeño, al pensar en eso la enorme pereza que me dió me hizo bostezar con sueño, suspiré y bebi de mi café observando los edificios en silencio, cuando agradecía que los medios acosaran a los amantes de las camaras que eran mis hermanos, ellos eran figuras publicas, yo no. Mire a Psychara, no conversamos mucho, solo nos sonreiamos, nos mirabamos, nos pasabamos las cosas y ayudabamos a servir, ella comio té y frutas, tostadas y otras cosillas, yo si comí carne, de hecho creo que comí bastante hasta sentirme lleno y...con sueño, ella susurró mi nombre y tartamudeando agradecio todo, una timida sonrisa apareció en mis labios y negue respondiendo- No hay de que -dicho eso, continuamos hasta que se llevaron la mayoria de los platos vacios y permanecí silencioso cuando la vi levantarse de golpe y correr, regresó con su maleta y saco su libreta de dibujo y preguntó si podia hacerme un retrato, viendo la ilusion en sus ojos, asenti varias veces y ella se acomodó para empezar a dibujar, miré hacia uno de los edificios y al cielo, esboze una sonrisa y me quedé asi, de vez en cuando bostezaba y ella me regañaba timidamente.

No sabia por donde iba del boceto, cuando agregé-...Psychara, hablé con una conocida esta mañana, su nombre es Elizabeth Sawyer y es la propietaria de un café, cerca de la firma de arquitectos donde hago algunos trabajos, ella esta buscando personal ya que acaba de firmar contrato con un restaurante grande, para proveerles pasteles y demás, le conté que te conocia y ella accedió a conocerte, me dijo que te llevara y así podrian conversar -hize una pausa leve- es una buena oportunidad para que tengas un trabajo fijo y puedas empezar a ganar dinero para ti y asi, no tengas que regresar a ese lugar... -dije tratando de no mensionar su hogar- lo de hogar, quizá buscarte un departamento propio para que tengas donde vivir, cerca de tu colegio o el café... ¿que te parece la idea?
avatar
Takeshi Takeda

Mensajes : 142
Fecha de inscripción : 05/02/2013
Edad : 29
Localización : Reverb, Ny, USA

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Radisson Lexintong Hotel - Ave. 54 Central

Mensaje por Psychara Brett el Lun Feb 11, 2013 4:19 am

"No te muevas tanto por favor.." decía de vez en cuando suavemente, con timidez y una leve sonrisa, cuando Takeshi se movía demás en la pose inicial que había agarrado él y con la que ella había comenzado a dibujar. Movía su mano ágilmente sobre el papel con el carboncillo, a mucha velocidad haciendo trazos firmes otros irregulares suaves, y creando unas sombras, estaba nerviosa de no hacer un buen dibujo, nerviosa de que no le fuera a gustar… pues era la única manera que encontraba en ese momento de agradecerle.

Estaba dando unos últimos detalles del dibujo cuando escuchó su voz, el no se movía de la posición solo movía sus labios suavemente para hablar, de igual forma ya no importaba tanto si se movía mucho pues, tenía ya casi todo listo en el dibujo, pero antes de que pudiera poner su firma y el título al dibujo alzó la vista dejando caer el carboncillo al suelo de la sorpresa, sintió sus manos débiles de pronto, como si se le hubiera bajado la presión del impacto. "No…" pensó "No… tengo como pagarte…" - "Tendrás que ahorrar mucho" . Suspiró.

Lo miraba en silencio, sorprendida y a la vez preocupada, y por supuesto conmovida por lo que él hacia eso por ella, pero entonces vino un rápido pensamiento ¿porqué?… ¿porqué a mi… porqué me ayuda..? si no soy nada ni nadie especial… Y se le miró algo confundida y bajo el rostro mirando su dibujo antes de mostrárselo, y su cabello cubría su mirada. Él era un muchacho, de dinero, bien parecido, con modales, educación refinada, trabajo importante, con renombre y múltiples cualidades, y le ofrecía tantas cosas que se sentía abrumada de tanto tratar pensar en como podría pagarle, ni siquiera toda su vida vendiendo dibujos en el parque le podría alcanzar a pagarle, y suspiro nostálgica, sin decirle nada aun después de que hablo, sintió su mirada, y después de un ratito de silencio alzó la vista para mirarle. Mordía su labio inferior con nerviosismo mientras tenía sujeto el cuaderno de bocetos con mucha fuerza. Cuando decidió hablar en un leve hilo de voz.

**Yo… Takeshi… no tienes porque molestarte y gastar dinero en mi… no tengo dinero como pagarte un departamento… yo puedo regresar a casa…(No era algo que realmente fuera hacer no en buen tiempo pero no podía permitirle gastar dinero en ella…) o bueno quizás venda más de mis bocetos después y dormir en el albergue…(suspiro)… yo no… gracias… lo aprecio pero… es solo que tu has hecho demasiado…y yo…me pregunto ¿porqué a mi? no soy nadie especial, quizás en tu casa se molesten o la gente te mire mal por que estas hablando con alguien como yo…(dijo suponiendo, mediante a realidad que ya ha pasado antes, nadie le hablaba por su atuendo, y por su condición social, dependiendo de las personas)…(suspiro)**

**Me encanta la idea del trabajo(le sonrió con timidez y algo sonrojada) pero… aun así no creo que me acepten…yo nunca he trabajado en algo que no fuera en la estética, aunque puedo limpiar muy bien… pero…**

Decidió guardar silencio, pues se sentía sin palabras, y su única acción fue estirarle el dibujo a Takeshi mostrándoselo, esperando que le gustara y dejando el cuaderno de bocetos sobre la mesa cerca de él, ella se desprendía de un collar que ella llevaba, no era un collar costoso, de hecho era barato, armado por ella misma, con una cadena que se había encontrado y un dije que se había comprado por pocos dólares en una tienda de segunda mano, cuando obtuvo su primer dinero de su primera cliente de maquillaje, y por eso para ella era especial ese collar, pues le simbolizaba una libertad a futuro con sus propias ganancias. Quitándose el collar, con suavidad y timidez se atrevió a tomar la mano de takeshi por la muñeca volteándola con la palma arriba dejando el collar sobre ella y cerrándole la mano y lo soltó. Y comenzó a hablar suavemente.

**Espero te guste el dibujo y… por favor perdóname… pues… aunque estoy totalmente agradecida de lo que has hecho y quieres hacer por mi, no puedo permitirte que me pagues por un departamento que no puedo pagarte… aunque quisiera hacerlo… tardaría años en lograr pagártelo… muchos años… me gusta la idea de conseguir un trabajo…gracias… puedo hacer el intento, pero solo con una condición que tu…me aceptes la mitad de lo que voy a ganar… si es que me contratan… para pagarte lo que has gastado en mi… como esta noche en este hotel… (suspira) y… quiero darte eso… quizás para ti es de mal gusto, barato, y no te guste… pero yo lo "hice" (sonrió suavemente) comprando los elementos en distintas tiendas de segunda mano con mi primer dinero que gane sola en la estética mi primera cliente, para mi es…**

Se sonrojó avergonzada de confesarle pues quizás pensaría que es algo tonto.

**Era como mi inspiración y amuleto de libertad, y que algún día yo… cumpliría mis sueños… por favor acéptalo…Shii… para mi es muy importante y yo quiero pagarte con algo por la poquita esperanza y ánimos de felicidad, esperanza de la humanidad….que me has hecho sentir en tan poquito tiempo (rió nostálgica) creo que…si no te hubiera conocido… yo hubiera optado ya por… suicidarme… **

Alzó la vista y empujó el cuaderno un poco más para que quedara exactamente frente a él y pudiera tomarlo para verlo mejor. Escuchó su celular sonar y lo sacó de su bolsillo mientras esperaba que él hablara algo, y lo escuchaba, revisó el contendió, y su semblante no mejoró, eran mensajes, uno de Alaan aun preguntando por sus cosas, al leer ese dio un suspiro cansado y el otro mensaje, la palideció, uno de Bob, preguntando por ella, "¿dónde diablos crees que te metes p*ta? si andas dando mam*das a otros en vez de venir a casa y dárselas a quien debes… más vale que regreses hoy si no quieres que mande a buscarte y te vaya peor. Sabes que todo lo que tienes te lo mereces que por tu maldita culpa tu madre murió, debiste haber muerto tú, al menos ven y sirve de algo." y sintió como su estomago se revolvía dejo el celular sin cerrar el mensaje sobre la mesa, abrazándose a ella misma, asustada. Y miró a Takeshi.

**Necesito… **

Estuvo a punto de pedirle ayuda… pero ya era demasiado y su mente negativa la detuvo. "Ya no le pidas más además no va aceptar" - "Pero… no quiero ir sola…" - "El no necesita ni tiene porque soportar todos tus problemas Mara, crece y afronta tu realidad, el alguien con su vida hecha no necesita que tu vengas y le destruyas su vida…" - "…. no quiero molestarle…" - "Entonces cállate.."

**No es nada… olvídalo… solo iré al baño si…**

Se puso de pie algo abatida y caminó al baño, dejando su celular sobre la mesa de desayuno y a lo lejos se le vio que tomó su valija y se adentró al baño por unos minutos, para tomar una rápida ducha sin decirle lo que haría, se metió bañar el solo leer ese mensaje se sintió sucia, salió y se arregló lo más rápido posible, guardando su ropa sucia en la valija al salir. Takeshi ya estaba dentro del cuarto sentado en la orilla de la cama, serio y las cosas de ella estaban aun lado de él. El había metido sus cosas, su celular, cuaderno de bocetos y la mochila.Caminó en silencio y se sentó a lado de él sin mirarle. "¿habrá leído el mensaje?" - "no lo se…"- "que vergüenza… de seguro… mi familia es una vergüenza y el… se sentirá mal por ayudar a alguien que tiene una familia así… pensará que soy alguien asi.." - "probablemente…" - "espero que no.." pensaba
y subió el rostro mirando y murmuró "Shii…¿sucede algo..?" suavemente y en voz baja para tratar de romper ese silencio sepulcral que había entre ellos.

(Dibujo de Takeshi según Psychara)


(El collar que ella tenía, solo que la cadena es un poco más larga y la piedra un poco más pequeña)


(Como se había vestido hoy)
avatar
Psychara Brett

Mensajes : 214
Fecha de inscripción : 05/01/2013
Edad : 22
Localización : Reverb, Ny, USA

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Radisson Lexintong Hotel - Ave. 54 Central

Mensaje por Takeshi Takeda el Lun Feb 11, 2013 6:36 am

Psychara... -susurré mientras suspiraba algo mas enojado, pero mi enojo no se reflejaba, solo bajaba un poco mas la voz- Te estoy ayudando por que me diste un regalo mucho mas importante que cualquier otra tonteria que pudiera gastar o comprar con el dinero que le sobra y basta a mi familia y que de seguro no extrañaran de la cuenta, comenzando por que es mia... -un sonrojo de impresionante magnitud se apodero de mis mejillas y senti como se me fue la voz, ¿que arranque habia sido ese?, escondi mi vista algo avergonzado, tosi un poco apenado con ella, no se que me enojaba mas. Que ella quisiera pagarme todo aun sabiendo que no me importaba o lo bajo que tenia su autoestima.

Pero era normal suponiendo todo el sufrimiento al que habia sido sometida, suspiré nuevamente negando- Te aceptara, ya veras a que me refiero, sobre el departamento iba a sugerirte que me permitieras prestarte el dinero y cuando puedas lo pagaras mas adelante -dije comprensivo, tampoco queria que sintiera mal por tanto sin ella dar algo a cambio, aunque la verdad tampoco me importaba mucho si lo pagaba o no, suspiré de nuevo y esta vez mas pesadamente cuando ella continuo negandose, hasta que silencio y me paso el dibujo, parpadeé varias veces al verlo y sonrei, una sonrisa genuina de alegria- Psychara, tienes un talento que deberia ser explotado, en un colegio de artes... -la miré contento, atesoraria ese dibujo con todo mi corazón, cuando volvio a hablar del departamento, entonces queria ponerse negociadora- veremos cuando hablemos con mi amiga y acuerden un pago, dependiendo de cuanto sea aceptare la mitad o menos... -dicho eso, ella se aproximó para darme algo...se quito su collar y lo colocó en mi mano, lo mire con atencion y sonrei- es precioso, lo guardare bien... -agrege mientras sonreia satisfecho de escuchar que le habia dado esperanzas, aunque la sonrisa no me duró mucho.

¿Suicidarse? Aqui es donde empezaba a sentir un revolver de estomago por lo que ella habia pasado, se supone que los padres protegen a sus hijos, no los lastiman como ese animal habia hecho con ella, senti asco de solo imaginar en las situaciones en las que la habia expuesto aquel hombre y retire el pensamiento de mi mente, iba a sonreirle cuando sono el celular de psychara y ella reviso, el primer mensaje la hizo suspirar, pero el segundo...

El segundo robó de ella todo color, energia y vestigio de alegria o calidez como los tenia hace un rato atras, no tuve que ser muy observador para dar el credito al asqueroso de su padre, era el unico que quizá podría causar ese efecto en ella, ademas de que ella habia puesto la misma expresion que la noche anterior cuando me habia contado todo, mi expresion serena se enfrio por momentos, escuchando que susurraba que necesitaba algo...pero no continuo solo se fue, espere a escuchar la puerta para rodear la mesa y con dos dedos movilizar el celular, mis ojos leyeron aquel mensaje y tensé mis labios en una linea algo fria. Chasqueando la lengua maldije por lo bajo y marcando un telefono en mi celular, llame por telefono, acto seguido recogí sus cosas y fui a esperarla, tratando de recordarme que debpia tranquilizarme, cruzado de brazos, la vi salir y notar mi seriedad, cuando su voz pregunto si algo sucedia agrege- De ninguna manera iras allá sola y si voy, no es para llevarte a la boca del leon y dejarte alli...

Ire contigo...si, pero será para arrastrar a ese asqueroso animal por el suelo y ponerlo bajo arresto por todos los años de abuso a los que te sometio y si llego a encontrar mil motivos mas para ponerle cargos criminales y que no salga de la carcel por el resto de su existencia, lo utilizaré -dije secamente y mire fijamente a Psychara- Y no me digas que no haga nada, por que no te haré caso... ¿vamos? -dije con un tono seco, ese animal...solo queria 5 minutos con el y lo haria tragar su propia porqueria, habia llamado a mi abogado para solicitar asesoramiento y este habia alertado a unos oficiales a los cuales solo tendria que llamar y asistirian enseguida- No dejare que vuelvas a esa vida, aunque sea a costa de puño y sangre... -estaba enojado...demasiado-
avatar
Takeshi Takeda

Mensajes : 142
Fecha de inscripción : 05/02/2013
Edad : 29
Localización : Reverb, Ny, USA

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Radisson Lexintong Hotel - Ave. 54 Central

Mensaje por Psychara Brett el Mar Feb 12, 2013 6:58 pm

Tragó un poco de saliva, algo asustada y nerviosa de la reacción repentina que había tenido Takeshi, y le miró de reojo. Con toda seguridad ahora sabía que había leído el mensaje, y se angustió el no tenía por que pasar por eso, su padre, era mucho más alto que él. Y si le miraba llegar con el a su lado, solo Dios sabe que haría… con ella… y con el…

Movía lentamente el rostro pálida, negando, pero la decisión de Takeshi era firme, incluso hasta sentía que su tono de hablar había cambiado un poco. No era que le preocupara su padre, de hecho hace mucho tiempo había dejado de sentir aprecio o interés por su padre, él siempre la golpeo de pequeña haciéndole creer que todo lo que hacía estaba mal, y como pequeña aun sentía respeto por su padre, con la idea de "es mi padre" pero el día que por primera vez había abusado de ella, todo sentimiento ligeramente positivo o de esperanza de que su padre algún día la quisiera, se borro, volviéndose un amargo y repulsivo recuerdo, en un lazo familiar forzado y vomitivo para ella. ¿Pero como reaccionaría su madrastra? sabía que a Adrien no le interesaría pero, si su madrastra estaba ahí se haría un desorden masivo y colectivo, su madrastra estaba segada y era sumisa a su padre. Haría todo lo posible por evitar que él fuera llevado a la cárcel, aunque, probablemente su madrastra estaría fuera trabajando, ya que ella era en gran parte la proveedora, y su padre un holgazán bueno para nada que su único mayor trabajo era traficar drogas.

Miró a los ojos a Takeshi, cuando él la miraba fijamente. Suspiro amargamente con preocupación bajando un poco el rostro. El mismo había dicho que no tendría caso que le dijera que no hiciera nada pero… si le pasaba algo no se lo podría perdonar. Y mirando el suelo en silencio se mantuvo así hasta que él terminó de hablar. Escuchaba como hablaba de lo que haría. "Mara… este muchacho quiere protegerte…" - "Sí…" - "¿Vas a dejarlo ponerse en peligro por ti? No vales la pena" - "No quiero que se ponga en peligro por mi… más bien no quiero que…" y lo siguiente lo dijo en un murmuro en voz alta… "No quiero que te pongas en peligro Takeshi.." Alzó un poco la vista y le miro.

**Si te llega a pasar algo, por alguien quien apenas conoces(refiriéndose a ella), no me lo perdonaría nunca. Mi padr… Bob… es muy violento muchas veces, y no creo que… vaya ser seguro, ni para ti… ni para mí…Aunque yo necesito, ir a casa… recoger mi dinero ahorrado, el poco que no me ha robado Bob… (suspiró)**

No es que no quisiera salir de esa casa, sentirse a salvo, no es que no quisiera ser acompañada, pues claro que quería tenía mucho miedo. Sintió dolor de estomago, vacío de angustia, y un desgarrante nudo en su garganta. Y en un murmuró muy bajo, mirando al suelo, sin darse cuenta habló como si hablara con alguien más, coloquialmente pensó en voz alta.

**Takeshi… no querrá volver a hablarme si conoce Bob… pensará que soy igual que todos en mi familia…**

"Mara… pensaste en voz alta…" - " ….. no es cierto, ¿sí?" Y levantó la vista y se cruzó con la vista de Takeshi, serio, la miraba. La luz del sol entraba tenue por las ventanas que tenían cortinas de recubrimientos.

**¿Takeshi…?** murmuró, encogiéndose en hombro como a quien alguien le regaña. Le era muy difícil pensar en cosas positivas, normalmente, y ahora con este tópico en camino entre ellos, pues era peor.

**Perdóname por haber olvidado el celular ahí, que hayas visto el contenido, que hayas tenido que sentirte obligado a meterte en todo este problema…**

Se puso de pie y tomó su mochila negra guardando todos los demás artefactos que eran de ella dentro sin fijarse, de su cuaderno de bocetos arranco el dibujo de Takeshi y lo dejo en la cama a lado de él, después de todo ella lo había hecho para él. Se colgó la mochila en el hombro y tomó rápidamente su valija entre sus manos. Sin decir mucho, como era ella buena, trato de salir de ahí casi corriendo, caminando a un paso bastante apresurado, antes de que él la pudiera detener. Pero su valija era algo incomoda de llevar para correr mucho y la hacía ser un poco torpe. Y solo logrando abrir la puerta de la habitación para seguir casi corriendo, se le cayó la valija, solo se cayeron unas cuantas prendas nada estrepitoso, pero se tuvo que detener en cuclillas a levantar sus cosas. Maldiciendo en un muy suave murmuro. Escuchó pasos, y supuso que era él. Y cerró sus ojos dando un largo y lento suspiro, mientras terminaba de meter una blusa adentro de la valija. Tenía que decir algo, pues sabía que probablemente el no desistiría a su idea. Y miró alzando la vista como él se ponía en cuclillas a su lado tomando una bufanda negra que tenía forma de gato neko de anime y se la brindaba con suavidad, y en silencio.

Ella se mantuvo un momento callada y por fin decidió hablar algo tímida, pero tomó algo de fuerzas y valentía para decírselo. Tenía que hacer al menos un intento, de "protegerlo" de Bob.

**Shii… si realmente quieres acompañarme a mi casa… solo hay una condición, yo me bajaré sola primero, a tomar mis cosas, y tu me podrás esperar en el auto… por favor… (le miraba a los ojos) o simplemente me negaré a que vayas conmigo…Bob quizás este entretenido con la televisión y no se de cuenta de mi al llegar**

Sonrió ligeramente pero ella sabía que mentía sobre todo mirando la hora de reojo en el reloj de mano de Takeshi, sabía que a esta hora Bob se encontraba sí, viendo T.V. bebiendo alcohol pero no se encontraba solo, estaría probablemente con su otro amigo Tommy, que los dos eran muy similares… Ya le había tocado una vez que casi la quisieron forzar a hacer cosas… con ellos dos, pero ese día llego Adrien temprano a casa y se logró escapar porque la dejaron ir… por suerte. Y esperó en silencio a la palabra de Takeshi, cerrando su valija y poniéndose de pie lentamente. Con la valija tomada con su dos manos por el asa algo roída y desgastada.
avatar
Psychara Brett

Mensajes : 214
Fecha de inscripción : 05/01/2013
Edad : 22
Localización : Reverb, Ny, USA

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Radisson Lexintong Hotel - Ave. 54 Central

Mensaje por Takeshi Takeda el Miér Feb 13, 2013 4:56 pm

No sabia si enojarme mas de lo que ya estaba o solo rendirme ante la necedad de Psychara, seguia disculpandose por cosas que no veia como un problema, estaba preocupandome mas, como era posible que solo recibir un mensaje la hiciera reaccionar ¿asi?.

**Si te llega a pasar algo, por alguien quien apenas conoces, no me lo perdonaría nunca. Mi padr… Bob… es muy violento muchas veces, y no creo que… vaya ser seguro, ni para ti… ni para mí…Aunque yo necesito, ir a casa… recoger mi dinero ahorrado, el poco que no me ha robado Bob…

Tu padre puede ser lo mas violento que quiera Psychara, pero yo no permitiré que vayas allá sola y te expongas a ser abusada de nuevo por ese sujeto -parecia increible, pero el enojo por todo lo que ese tipo la habia hecho pasar me estaba haciendo quizá hablar por primera vez en mucho tiempo mas de una linea con 3 palabras, llevé una mano a mi cabello con frustracion mientras revolvía mi cabello, me sentia como león enjaulado, no necesitaba que Psychara pensara en mi seguridad, estabamos hablando de ella y un problema que...como dijo...ya la hubiera llevado al suicidio, la escuché entonces murmurar algo muy bajo, pero logré captar mi nombre y que no la querria ver mas nunca, negué sacudiendo la cabeza y aqui ibamos de nuevo, no sabia como expresar mis sentimientos, mordiendo mi labio inferior con cierto enojo por no saber como poner en palabras lo que estaba pensando- No pienses esas cosas Psychara -ella susurro mi nombre y no pude evitar solo maldecir por lo bajo, mientras empezaba a disculparse por dejar su telefono y sin mas.

Ella empezó a correr en un fallido intento de huida, pero esa maleta era algo pesada por lo era complicado correr con ella, suspiré y justo cuando iba a ayudarla sonó mi telefono, que habia estado sonando siendo ignorado por mi desde hace ya casi media hora, finalmente lo tomé y contesté casi con un gruñido- ¿Si?

-Si no te llamo 10 veces no contestas ¿Shii? ahh~ ¿y ese tono tan serio?-

La piel se me herizó al escuchar esa voz, mi hermano habia regresado ¿ya?, bueno era factible tomando en cuenta que habian pasado algunos dias ya de la boda y ambos tenian trabajos importantes que atender y no podian darse la luna de miel extensa que otros matrimonios se daban, aunque por alguna extraña razón el alivio recorrio mis venas pensando en que tal vez, Aoshi, podría entenderme mejor- Perdoname, e estado ayudando a una amiga en apuros...

-¿Todo esta bien? ¿que ocurrio? ¿necesitas ayuda? -

Preguntó enseguida, sonrei sintiendo aun por telefono la calidez de mi hermano al preocuparse por mi, eso me dio mas animos y confianza a responder a sus preguntas- quizá si necesite ayuda, todo esta bien...No puedo contarte que ha ocurrido por que es algo extenso, pero en lo que necesito ayuda es algo peligroso -escuche a voz de Tomoko al fondo, al parecer ya estaban en su casa dibuje una sonrisa y esperé a que mi hermano contestara-

-Entiendo, solo dime donde e iré -

La policia, tambien trae ayuda policial -agrege con suavidad y bajando el tono de voz, le explique rapidamente y como pude por encima la situacion, sobre que comenzar una demanda o denuncia tomaba demasiado tiempo y sobre que ibamos a la casa de ella, el inmediatamente empezó a preocuparse y mientras caminaba hacia la salida de la suite decia- te explico en un rato cuando tenga la direccion... -dicho eso el asintió casi militarmente y cerramos la llamada. Me aproxime a Psychara a la que se le habian caido unas prendas al suelo por lo que me arrodillé, tomando una bufanda de gato negro anime y se la tendi- Psychara, permiteme ayudarte -dije con voz mas serena, ella entonces finalmente se rindió y dijo que con una condicion. No me gustaban las condiciones, pero era justo, ella entraria sola, buscaria lo que tenia que buscar y saldría.

No me fiaba de ese plan y yo tambien tenia mis condiciones- esta bien, te esperare en el auto, pero si en 10 minutos no sales, llamaré ayuda y entrare por ti -ella me miró algo frustrada pero le sonrei mientras sentia como tomaba la bufanda- No insistas Psychara, yo ya tengo mucho de esas preocupaciones por mi para que tu tambien lo hagas -dije con cierta amarga sensacion, ella se estaba preocupando demasiado por mi y, no me gustaba eso, contuve la respiracion un momento y susurre- ¿donde vives? -E iba a empezar de nuevo a quejarse y decir que si estaba seguro, que luego no se perdonaria si...corté sus comentarios a la mitad- DETENTE, Psychara, lo hago por que quiero y por que puedo, no permitire que vayas allá y continues siendo abusada, esto...se acaba hoy para ti, si no es civilizadamente, yo mismo me encargare que sea de un modo mas drastico. Sinceramente me desagrada, una mujer forzada a hacer esas cosas, a ser usada de ese modo es obvio algo inconsebible. Aunque no niego que hay animales que hacen esas cosas -dije mientras daba paso al enojo que sentía- Pero en ninguna parte de la vida humana, abusar de alguien contra su voluntad o con su consentimiento por ignorancia o desvalor para tomar el control de su vida esta bien -dicho eso la ayude a recoger todo y me levanté y le tendi mi mano para ayudar a que se pusiera en pie, me incliné y tome su maleta con mi mano libre y acto seguido empezé a caminar.

Por primera vez sentia cierto control sobre mis deciciones, ella, me hacia sentir ese valor y fortaleza y se lo agradecía eternamente, no dijo mucho mientras bajabamos por el asensor hacia recepcion y saliendo me aproxime al escritorio y entregue mi tarjeta, la mujer me miró- hubo cambio de planes -le entregue las llaves y mire a Psychara a mi lado algo escondida, cuando percibí por el rabillo del ojo un destello que me hizo girar hacia fuera y el resto del lobby, me quedé viendo los autos pasar, mientras una extraña sensacion de incomodidad y paranoia me comenzaban a recorrer cada nervio ¿paparazzis?, no podia ser, si a mi no solían seguirme. Sin embargo estaba haciendo algo totalmente inusual, alze una mano para rascar mi frente y recibir mi tarjeta tomé la maleta de Psychara y comenzé a caminar con ella fuera del hotel, ya el valet parking me conocia asi que fue por mi auto en minutos- ¿donde vives? -volvi a preguntar y ella, entre dientes me la dijo, en ese momento trajeron el auto y mientras entraba, por supuesto saque mi telefono celular para mandar un chat a Aoshi con la direccion de Psychara y un corto mensaje "apresurate", guardando el telefono senti como si me observaran y miré a todos lados notando que todo parecia normal y una voz, muy lejana en mi interior parecia decir "¿Verdad que te sientes sucio al mentirle a tu madre?, ¿sabes que dira cuando aparescan tus fotos con esta chica tan llamativa?" se me hizo dificil respirar y aleje esa voz de mi mientras me ponia el cinturon de seguridad y sin mas recibi la confirmacion de Aoshi "En camino" , miré a Psychara que abrazaba su bolso asustada y encogida- Todo saldrá bien...

Si, todo iba a salir bien y si ese bastardo tenía el descaro de ponerle una mano encima, esto se iba a poner feo, muy feo. Y lo decía por mi.
No por Aoshi ni la policía.


Cambio de escenario a Casa rodante # 12
avatar
Takeshi Takeda

Mensajes : 142
Fecha de inscripción : 05/02/2013
Edad : 29
Localización : Reverb, Ny, USA

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Radisson Lexintong Hotel - Ave. 54 Central

Mensaje por Psychara Brett el Miér Feb 13, 2013 5:53 pm

Se había mantenido en silencio, se sentía angustiada aun, pero no quería seguir haciendo disgustar a Takeshi con sus comentarios, suspiraba de vez en cuando tratando de calmar el nudo que le ahogada en la garganta caminando muy de cerca de él, con la mirada baja, casi escondida en su espalda. Llegaron a la recepción, alzó ligeramente la mirada para sonreír o intentar hacerlo con amabilidad a la señorita de la recepción que mientras hacia un tecleado de cerrar el contrato miraba de reojo a ella. Pronto comenzó a sentirse ligeramente incómoda y se escondió detrás de la espalda de Takeshi, tomando con timidez un pedacito de tela de la camiseta de Takeshi por la orilla, lo que hizo que la volteara a ver de reojo. Ella bajo la mirada, y creo que ambos voltearon al mismo tiempo sin decir nada pero, algo le decía que ambos habían visto lo mismo. ¿Destellos? y su única reacción fue esconder el rostro en la espalda de Takeshi. Pronto tuvieron que salir de ahí y caminaba con su mochila en manos, y dentro del auto, el insistió en la dirección, la murmuró muy por lo bajo y el aun así lo comprendió. Estaba asustada, mirando el alfombrado del coche de Takeshi, abrazando con fuerza su mochila negra cuando escucho su voz, el timbre de voz suave de Takeshi y le miró, y pesadamente en un inhalo y exhalo, en un vano intento de calmarse un poco asintió. El automóvil comenzó a andar a una velocidad rápida, y ella miraba como esquivaba caminos largos y estacados, casi parecía que el auto fuera demasiado ligero, entonces lo miro en silencio. Ninguno de los dos había dicho palabra.

Takeshi se miraba que era hábil al manejar, ella no sabía nada de manejo lo cual le sorprendía verle. Y de pronto el muchacho tímido que había conocido hace tan poco tiempo le mostró rápido una faceta diferente que no sabía que él tenía "o quizás te la quería ocultar, y si es un bipolar" - "no empecemos con esto… no…" - "solo quería bromear…" - "Esta disgustado…a veces las personas reaccionan distinto a mi situación. Pensé que yo le daría asco y me abandonaría, pero el quiere ayudarme…" - "Mara… me estas sorprendiendo poco…" - "A parar…aun tengo miedo…" pensaba mientras le miraba y en un alto, dejando de mirarle, volteó al frente a mirar por el vidrio delantero. Faltaba poco por llegar, y exhaló…"Todo estará bien…" se repitió a ella misma mentalmente mientras de reojo miró a Takeshi, comprendiendo que comenzaba a sentir admiración y respeto por el único muchacho que aun teniendo su vida, no conocer de ella mucho, le quería ayudar, a pesar de todo… "a pesar de todo…" - "…." - "entre todo el mundo, si existe al parecer una persona buena…"

Con la mirada un poco agachada sonrió ligeramente, olvidando por un segundo el probable peligro que se podría avecinar, esperaba solamente que Takeshi supiera lo que hacía.

**Cambio de Escenario**

(Abriré yo en mi casa. Gracias.)
avatar
Psychara Brett

Mensajes : 214
Fecha de inscripción : 05/01/2013
Edad : 22
Localización : Reverb, Ny, USA

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Radisson Lexintong Hotel - Ave. 54 Central

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.